>> Álex Rubio


Nada empieza hoy si tú no empiezas nada

Es 1 de enero y parece que todo haya cambiado. Te despiertas, te vistes, bajas a dar un paseo antes de comer y ves tiendas cerradas, hace frío, coches parados, la calle está sucia y hay restos de la noche de ayer. El reloj de la parada del bus marca 1 de enero. Es 2014. Por fin está aquí, dices. Piensas que ya todo es distinto, que el aire respira otros humos, que la vida discurre por otros senderos distintos a los del 2013 que ayer nos abandonaba. Es así, como siempre lo ha sido, no hay duda.

Tiras tu agenda ‘del año pasado’, rompes con rabia el calendario de la cocina (guardando las recetas por si acaso este año te da por ahí), almacenas las fotos del año en una carpeta llamada ‘2013’, reubicas el sillón del comedor y cambias el fondo de pantalla de tu smartphone. Si las energías fluyen distinto, todo será distinto esta vez. Tendrás un 2014 idílico, tendrás suerte, te caerá trabajo, encontrarás el amor de tu vida (o mejor, te encontrará a ti), los bancos entenderán que están en una época diferente y seguro que los políticos de tu país empiezan a actuar con coherencia. Nada puede fallar, es 2014. Ya no es el ‘triste’ 2013. Ese ya quedó cerrado ayer.

Tienes un lienzo en blanco y estás deseando que entre todos te lo llenen. Que dibujen por ti. Que te traigan los colores, que te pinten una realidad que te guste enmarcar y lucir cuando otros vengan a verte. Quieres un 2014 de cambios sin el que verdaderamente importa, tu propio cambio. Y tendrás, como siempre, un año en el que -te- ocurrirán cosas extraordinarias, en el que tendrás mejor o peor suerte, en el que estarás a la expectativa de lo que vaya sucediendo a tu alrededor, y en el que esas cosas que te ocurran cambiarán tus inquietudes y exigencias sobre lo que en teoría tenía que llegarte, porque te tocaba en este año nuevo y virgen. Y al final del año, desearás que todo vuelva a empezar, por si acaso la rueda de la vida acierta esta vez, con un nuevo ciclo en 2015. Es así, siempre lo ha sido.

También puedes verte hoy con un lienzo en blanco pero querer llenarlo tú mismo, ser consciente de que has estado siempre a la espera de los colores que te ha traído el ‘destino’, tu dios, tu alrededor, tus seres lejanos y cercanos, el dinero, la fortuna. Necesitabas un hoy, y aquí lo tienes. Has entendido que -aún- no eres lo suficientemente fuerte para marcarte un inicio de un calendario propio, pero sabes que es el primer paso, que detrás del uno viene el dos y que llegará un día en el que harás que tus planes empiecen sin excusas externas. Hoy necesitabas una metáfora para empezar tu ciclo, así que úsala: pega el calendario en la puerta de la nevera, compra una agenda nueva, cambia tu salvapantallas y guarda las fotos, los archivos, tu vida entera, en una carpeta llamada ‘2013’ que nunca más volverás a abrir porque ya aprendiste lo que querías. Mira hacia ayer y sé maduro para entender que nada ha cambiado a tu alrededor, que entre ayer y hoy solo hay un día de diferencia. Que la vida sigue circulando al mismo ritmo y que lo que buscas, después de todo, solo depende de ti. Ya has entendido que el ritmo de lo que te ocurre lo debes marcar tú para que te lleve a algún destino verdaderamente interesante, porque estás aquí, en un punto que sonaba mejor cuando te lo vendieron. Ya entiendes por fin que la vida solo se puede vivir hacia adelante, y miras hacia atrás y te das rabia a ti mismo, cómo no lo pudiste ver antes, eso ya no importa. Gira tus pensamientos hacia el futuro y mira: todo lo de adelante está aún en blanco.

Visualiza tu yo mismo al final de tu ‘ciclo’, con los objetivos cumplidos, imagina cómo serás cuando lo hayas logrado, haz una foto mental de con quién estarás, dónde estarás, cómo estarás, para qué y hacia dónde querrás ir entonces, a quién llamarás primero y qué abrazo necesitarás de esa persona en quien piensas. Llora imaginando tu yo futuro. E imagina qué será lo siguiente que quieres que te espere cuando logres lo que hoy empiezas. Porque el secreto para amanecer con energía hoy, mañana y dentro de 364 días es imaginar el final de lo que hoy empiezas tú, no de la metáfora que hoy empieza. Guarda en tu mente en cada momento durante este camino qué serás tú mismo cuando lo consigas, esa y no otra es la gasolina que te ayudará a no perderte en el trayecto, y hará que tus planes aguanten más de una semana. Cómo tu cambiarás tu mundo, no cómo el mundo te cambiará a ti.

Porque sí, hoy empieza 2014, pero nada cambia si tú no lo haces. Porque una metáfora solo existe para explicar con brillo algo verdadero: hoy empieza lo que tú empiezas. No hay más secreto en este 2014. Dibuja, tú, inventa, imagina, lucha, llega a la meta, y luego vuelve a empezar desde cero. Y entonces sí merecerá la pena esto que hoy empieza(s).

Feliz año, feliz vida.

Álex Rubio

Álex Rubio

Planner, on/offline & Innovation Marketing Strategist. Co-founder @adictosSM. Ambassador @Hootsuite_ES. Speaker+Writer+Photographer+MapMaker. @British Red Cross team member - marathon runner.

More Posts - Website

Follow Me:
TwitterFacebookLinkedInPinterestFlickrYouTubeDelicious

Fecha: 1 Enero, 2014
Visitas: 3.758
Etiquetas: , , ,
  • Conchi

    La verdad, creo que tú no necesitas un nuevo año para seguir luchando por tus sueños, proyectos, metas, ilusiones…Para ti, Álex, cada día es uno nuevo. Me gusta. Me gusta tu forma de ver la vida, tu forma de crear de la nada un sin fin de posibilidades, por las que hacer de la vida un deseo voraz de reinventarte y crecer para disfrutar de el don más preciado, vivir.Me gusta mucho tu post. Es un mensaje muy interesante y verdadero. Prometo seguir tu camino, con la misma adrenalina. Seguro que este año…haré que sea mejor. ¡¡¡Enhorabuena, campeón !!! Vaya energía para empezar el año.un bes.

    • Un buen alumno de una enorme maestra 🙂 A por ello, madre. Besos <3

      • Jesil

        Gracias Alex por el post, me ayuda a seguir reinventándome!
        Tratando siempre de salir de la zona de confort para ir por los sueños!, Feliz Año.

  • Mirka Plasencia

    Alex, genial post inspirador y de estilo de vida, sólo ha cambiado un numero y ya tenemos un año por delante para seguir haciendo, creando cambio y más profesional. Gracias por compartir.
    abrazo,
    Mirka

    • A por ello, Mirka. Más que 364 días por delante, tenemos toda una vida en blanco.

  • Pingback: Nada empieza hoy si tú no empiezas nada – Mapmakers | A ___ J ___ R o s ________ b l o g()

  • El reloj siempre seguirá contando, pero esa no es la cuestión. La cuestión es que es lo que haces para que cada “tic toc” sea realmente importante y cuente.

    • Muy inspirado en tu forma de ver la vida, y que tanto nos ha calado en much@s. Gracias bro

  • Leticia Lledó

    Un post genial Alex, hagamos que suceda, esta solo en nuestras manos;) Feliz Año!!

    • Gracias Leticia, no nos queda otra que aprovechar la oportunidad que cada día nos brinda de irnos a dormir con la conciencia tranquila por haber hecho más de lo que creíamos que podíamos.

  • Si leemos algo de historia, veremos que no siempre los años han comenzado en enero y que Jesucristo nació cuatro o cinco años antes de Jesucristo… así que el tiempo no es más que otra convención social que podemos aceptar o jugar con ella…

    • Toda la razón #Jerby. Gracias por pasarte 🙂

  • valdelvirabusiness

    Feliz vida!

 
Mapmakers en Facebook Mapmakers en Twitter Mapmakers en Google Plus Mapmakers en Youtube Mapmakers en Pinterest Mapmakers en Foursquare Mapmakers en Instagram Mapmakers en Linkedin
Considérate empujado