>> Víctor Guijosa


Planear para improvisar

Creamos planes todo el tiempo, cada día planeamos lo que haremos y como es que lo ejecutaremos; cuando vamos al super, a recoger a los niños, ir a la biblioteca por nuevos libros, llevar el coche al servicio etc. Somos planeadores.

Como alguien que ha recorrido una pequeña parte de ese camino, he encontrado algunas lecciones y he aquí porque muchas veces tuve que regresar al principio.estratégicos y  muchas veces sin darnos cuenta de ello. Sin embargo, planear un día de manera casi automática no es lo mismo que empezar a planear el cómo escribiremos nuestro propio mapa, cómo será el camino que seguiremos hacia una nueva vida, ese plan en particular merece toda nuestra atención, sobre todo creo que debe ser un plan que desde que es concebido, ha de crear en nosotros nada más que satisfacciones y mucho aprendizaje.

 

wallpaper___imagine___by_mostarrbeatle-d68yk4j

Metas ambiguas y temerosas.

De pronto se nos olvida que un día va a ser el ultimo de nuestras vidas, lo olvidamos y eso hace que no vayamos a por todos los huevos del cesto. Creamos metas tibias y llenas de miedo, llenas de ambigüedades, creo que eso sale desde el subconsciente pues incluso antes de escribirlas, ¡sabemos que no serán cumplidas!. Date la oportunidad de escribir metas salidas del corazón y por las que vas a luchar de manera incansable.

 

Planes poco flexibles.

Nada peor que creer que un plan ha de seguirse al pie de la letra y que nada puede cambiarse sobre el camino. Cada cambio de rumbo NO nos aleja de cumplir nuestros objetivos, solamente nos hace llegar por una dirección diferente. Adaptarse a cada situación nos hará disfrutar el camino, y nos dejará aprender que nada de lo que proyectemos o supongamos es un hecho, lo que nos lleva a la siguiente lección.

 

Plan_Z

Las proyecciones y suposiciones no son hechos.

Dicen que los economistas nos pasamos la mitad de nuestras vidas proyectando hechos del futuro y la otra mitad de nuestras vidas explicando por qué no sucedió lo que habíamos proyectado que sucedería. Desde esta mesa en un Starbucks de Ciudad de México, ofrezco disculpas por los daños que hemos causado. Ojalá ese error fuera solo de los economistas, lo malo es que no lo es, cuando suponemos que sucederán cosas en función de lo que proyectamos y lo damos por hecho, estamos destinando nuestros planes al fracaso inmediato pues esto nos generará solo frustración, muchas variables no las controlamos y por ello es que debemos estar preparados para cambios e imprevistos, recomiendo crear planes B, C, D, E y hasta F.

 

Lanza tu plan aunque no te sientas completamente list@.

Un plan nunca estará al 100% listo, siempre verás en él detalles que te harán querer sentarte a cambiar un poco por aquí y otro poco por allá. Si no te lanzas y simplemente y empiezas a recorrer tu nuevo camino, nunca vas a obtener algo muy importante para seguir adelante; feedback. Podemos estar dando vueltas a una parte de nuestro plan durante mucho tiempo y ni siquiera saber que estamos en un callejón sin salida. La única manera que tenemos para saber si el plan funciona es aplicarlo, obtener feedback, corregir y seguir adelante.

 

Busca beneficiar a otros con tus cambios.

Si ya estas por empezar a trazar tu mapa, me permito recomendarte que no dejes de pensar en otros y busques beneficiarles con los cambios que estas por empezar. Cuando empezamos a hacer las cosas como queremos, podemos beneficiar también a otros. Incluye a quienes amas en tu plan e incluye también acciones para beneficiar a quienes ni siquiera conoces, recuerda que el mundo lo necesita, puedes desde buscar maneras de ser voluntari@ hasta compartir tus experiencias para que otros se sientan inspirados, quizá puedas incluir en tus planes más visitas a tus sobrinos aunque te hagan enloquecer. recuerda que las pequeñas acciones son las que importan. Incluir esto en tu plan hará que te sientas muy bien y puedas seguir adelante.

 

Ahora, es tiempo de seguir recorriendo el camino y de estar atento a los detalles. Seguiré cometiendo errores y por supuesto seguiré compartiendo para que ademas de poder aprender, logre que cada error cuente.

Saludos desde Ciudad de México, una ciudad en la que se respira cambio.

Víctor Guijosa

Otro soñador que se abandono a los impulsos del corazón y gracias a eso, ahora es feliz con lo que hace y lo que esta por hacer. . .

More Posts - Website

Follow Me:
TwitterLinkedIn

Fecha: 18 Noviembre, 2014
Visitas: 2.058
Categorías: Inspirador, Motivador, Retos,
 
Mapmakers en Facebook Mapmakers en Twitter Mapmakers en Google Plus Mapmakers en Youtube Mapmakers en Pinterest Mapmakers en Foursquare Mapmakers en Instagram Mapmakers en Linkedin
Considérate empujado